2018-03-05

Nuestra académica Carolina Stefoni se refiere al concepto de “raza” en conversación con Radio y Diario Universidad de Chile

Carolina Stefoni: “El concepto de ‘raza’ busca jerarquizar a la población” En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, la especialista en temas migratorios afirmó que la idea de raza no tiene otra intención que “lograr un …

FOTO-MIGRACIÓN-388x220

Carolina Stefoni: “El concepto de ‘raza’ busca jerarquizar a la población”

En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, la especialista en temas migratorios afirmó que la idea de raza no tiene otra intención que “lograr un dominio de un grupo sobre otro”,

Camilo Villa J. Miércoles 28 de febrero 2018 18:39 hrs.

Hace un tiempo que la migración viene siendo tema para los chilenos. Y es que es notoria, para un país que no estaba tan acostumbrado, la llegada de extranjeros a territorio nacional en busca de mejores perspectivas económicas. Así, una realidad ajena hace algunos años, se ha ido posicionando como una de las principales preocupaciones del país.

Es tema obligado en reuniones de autoridades y en conversaciones de sobremesa. Es en este contexto que el conocido humorista nacional y conductor radial, Checho Hirane, afirmó este martes en su programa que “yo he sido un defensor de la inmigración desde el punto de vista humanitario, pero también me preocupa el descontrol que ha habido respecto de esto. Esto no es menor, esto puede cambiar la raza“.

Ahora bien ¿es correcto hablar de raza? ¿Podemos decir que existe la raza chilena? ¿Cómo altera la migración a nuestra “chilenidad”?

Radio y Diario Universidad de Chile conversó con Carolina Stefoni, socióloga y magister en Estudios Culturales, autora del libro Migración peruana en Chile: una oportunidad a la integración.

¿Es correcto hablar de razas?

“No. No se puede hablar de ninguna raza. La raza como concepto, como categoría, es una construcción social de los seres humanos para clasificar a las personas, pero que no tienen ninguna relación con una condición biológica. No hay elementos biológicos que sustenten la idea de raza. Es un concepto social y cultural, que tiene por objeto jerarquizar a la población, por lo tanto, el dominio de unos sobre otros”.

Para demostrar lo subjetivo e inconsistente del concepto raza, Stefoni ejemplificó con la situación de que si uno se va a Estados Unidos, pasa a ser inmediatamente una persona de raza, mientras que en Chile no se nos considera de raza alguna. Por otro lado en Alemania al tener un abuelo negro uno pasa a ser negro, mientras que acá se sigue siendo blanco. En ese sentido, “es súper cultural la definición de raza”, afirmó.

Ahora bien, descartado el argumento de la raza, muchos defienden su postura antimigratoria con el pretexto de que con la llegada masiva de extranjeros al país la sociedad perderá poco a poco su “chilenidad”. Ante esta justificación, la investigadora recordó que lo chileno se ha construido a partir de la llegada de diversos inmigrantes de distintas zonas del planeta. En ese sentido Chile se ha construido históricamente como algo heterogéneo.

“Lo chileno como tal también es una construcción social y cultural que supone cierta homogeneidad, que supone cierta construcción de lo chileno como algo estático, fijo, pero que si uno escarba un poquito y saca a la luz lo que significa, lo chileno se ha construido precisamente a partir de una migración histórica, de un intercambio social y cultural con los países vecinos, con la salida de los chilenos, y también su retorno”.

Al respecto Stefoni destacó que la migración hacia nuestro país no hace más que enriquecer y seguir desarrollando el “chilenismo”, una construcción, a lo largo de su historia, en constante movimiento.

“No es que nos hayamos mantenidos aislados de la migración, eso no es cierto. Los inmigrantes europeos, árabes, palestinos, árabes, croatas, han venido a enriquecer completamente la cultura del país. Nadie puede decir que no tenemos influencia francesa, árabe, peruana, argentina, brasileña. Entonces hoy estos movimientos migratorios se suman a este crecimiento de diversidad y que es algo propio de las sociedades actuales”, expresó.

Stefoni mencionó también que esta ola discriminatoria con los extranjeros obedece a un contexto internacional, y cuál efecto dominó, se hace sentir en Chile porque no se puede desligar el país del mundo. En ese sentido ejemplificó con lo que pasa actualmente en Estados Unidos y en Europa, donde prácticamente hay un movimiento organizado contra la migración.

“Hoy hay una tendencia global de decir que los inmigrantes son terroristas. En Estados Unidos se experimenta una criminalización de la migración, se dice que son traficantes, que traen enfermedades. Hay todo una lógica en esto porque en el fondo los Estados empiezan a protegerse. Todos los gobiernos de derecha sacan este argumento que rinde mucho políticamente”.

En conclusión la especialista en temas migratorios aseguró que la actual situación no tiene que ver con el número de personas que llega a un determinado país, sino con una visión más política de cómo se entiende la migración respecto de la construcción del Estado nación.

La socióloga también resaltó que los únicos verdaderamente originarios del territorio chileno son los que acá habitaban antes de la colonización española, pero a partir de ese momento del siglo XV, todos sus habitantes, todos, tenemos antecedentes de lugares distintos.

Si bien no se tienen datos concretos, se estima que los inmigrantes en Chile bordean los 500 mil, cifra  que no logra alcanzar el cuatro por ciento de la población del país, muy por debajo de los llamados países desarrollados. La mayoría de los extranjeros que se quedan en el territorio proceden de Perú, Colombia y Argentina.